Alubias

Me da igual que sean blancas, rojas, negras o verdes, me dan la vida. Las mezclas en la sartén con un sofrito de cebolla y ajo y con unas verduras al vapor ya tienes un plato más que completo y delicioso. ¡Oh Dios todopoderoso! ¿Por qué me condenaste a no disfrutar plenamente de ellas? ¿Por qué te mofas de mi maldiciéndome con la debilidad por los hidratos si sabías que mi pobre cuerpecito no iba a poder disfrutar de ellos con libertad? Ay diosito, el día que me respondas te lo voy a explicar.

Hummus de alubia blanca y hierbabuena

Esto es una locurita que yo me he inventado pero que me encanta como queda. No es hummus propiamente dicho pero como realmente con cualquier legumbre queda bien y además lleva tahini pues yo lo llamo así.

Ingredientes para 4 personas

  • Un bote de alubias blancas en conserva, de los grandes.
  • ½ cebolla tierna
  • 3 ó 4 hojas de hierbabuena fresca
  • Sazonador México Ducros (aunque puedes ponerle un picante que quieras)
  • Aceite
  • Sal
  • Una cucharadita de tahini tostado o crudo
  • Pan tostado

Lo primero que yo hago es colar las alubias pero sin desperdiciar el caldito, lo reservaremos por si acaso hace falta añadirle después. Entonces las ponemos en el vaso de la batidora junto con la cebolleta picada, el tahini,  las hojas de hierbabuena, un chorro de aceite, una pizca de, sal y una pizca del sazonador y lo batimos todo.

Esto, como en la vida, es ir probando. De aceite, de sal, de especias, de espesor…Las alubias son más harinosas que los garbanzos por lo que si quedan demasiado pastosas tampoco es agradable así que intentaremos que nos quede una textura intermedia sin dejar una pasta demasiado ligera y acuosa. Servimos con el pan tostado y a disfrutar.

¿Qué nos aporta nutricionalmente?

Se cree que las alubias son muy calóricas y nada más lejos de la realidad. De hecho es de las legumbres que menos calorías tiene, el problema es cuando se las mezcla con otros hidratos como la patata o con mucho aceite y grasas como el chorizo o cuando se abusa de ellas. En ese caso estaríamos consumiendo un exceso de calorías y de grasas desproporcionado y es cuando nos crece la lorza. Y tú dices «¡uy, si yo como alubias y eso es muy sano!», pero tú sabes que no es así y que las mentiras hacen llorar al Niño Jesús.

Sin embargo la alubia de por si, contiene muy pocas calorías por lo que es estupenda para combatir el colesterol alto y además tiene muchísima fibra, vitaminas, minerales y hierro. Es una fantástica fuente de proteínas que junto con cereales como el arroz constituyen una comida completísima. Por todo esto y por lo ricas que están nunca deben de faltar en nuestra dieta.

Dejar un comentario